Chicas… tengo una mala noticia, el verano se acabó!

Llegó septiembre y la vuelta a casa. Toca decir adiós a los paseitos veraniegos después de cenar que taaanto me gustan y ponerme al día con todo. Los niños empiezan el cole ya y hemos estado lavando babis y frotando todas sus manchas de la ropa que han traído de vacaciones, cómo se nota que disfrutan! Y mi armario ahí sigue, me he puesto a cambiar la ropa que tenía guardada de invierno, confieso que un poco pasada de moda, y las cositas que tengo más de abrigo para cuando empiece a trabajar la semana que viene y tengo que decir que la depresión post-vacaciones es real.

He visto mis trapitos y creo que ya toca cambiar un poco, además comprarte darte algún capricho siempre le alegra a una!! A veces no sé cómo organizarme para hacer todo esto con el trabajo que tengo cuando llego después de haber estado unos días fuera, y lo qué cuesta, no sé vosotras pero yo me canso el doble al llevar de relax tanto tiempo! Así que si me dejáis daros un consejo os animo a que os suscribáis a diferentes Newsletter de marcas de ropa, es lo que hago yo y así cuando llego a casa lo que hago es tirarme en el sofá y echar un vistazo a mi correo para ver qué es lo que quiero para no tener que gastar mucho tiempo cuando voy a las tiendas! Hay cosas chulísimas chicas!

Estoy suscrita a unas cuantas pero personalmente os digo que la que más me gusta es Liu Jo, encuentro cosas súper monas y unas ofertas muy tentadoras, además, siempre que he probado con esta marca me ha salido buenísima y es de las pocas cosas que no voy a retirar del armario y dejaré para mi nueva colección de otoño invierno! Los diseños son lo más y a mí me encantan para ir a la oficina elegante y sobre todo cómoda, que es lo más importante para aguantar el día y empezar a tope con la rutina.