Los 5 tipos de vibradores que puedes comprar en un sexshop online

sexshop online
sexshop online

El sexo mueve montañas. Y si no las mueve, las levanta. El mercado del sexo es muy grande y una parte considerable de él se encuentra en los sexshop. Antes los sexshop eran como sitios oscuros, en el que daba cierto reparo entrar. Estos tabús ya están más que superados. Pero si no siempre tienes los sexshop online que de alguna forma ayudan a mantener el anonimato de uno.

sexshop online
sexshop online

Así pues, adentrémonos en los húmedos sexshop online para estudiar cuáles son los juguetes sexuales que más placer pueden dar. Y por encima de todos, el vibrador es el rey. Descubre el catálogo más amplio de vibradores en la tienda erótica online de Platanomelón. Y si aún no estás familiarizado con los vibradores, descúbrelos 5 tipos que hay y los más demandados.

Vibrador conejito

Es el más común de los vibradores. Su forma es reconocida por todos los usuarios de vibradores como un conejito, pues dispone de dos pequeños apéndices que parecen orejas de conejo ideal para estimular el clítoris. Este vibrador tiene un brazo largo, donde se incluye el motor vibratorio y que está diseñado para la inserción y la estimulación vaginal. Además, este es el perfecto aparato para conseguir orgasmos combinados.

Vibrador para el Punto G

Este vibrador está diseñado especialmente para que puedas estimular tu punto G y alcances el orgasmo a través de una ligera, pero estimulante presión. Hay distintas formas de vibrador que ayudan a encontrar el punto G. Uno de los mejores ejemplos es uno que hace como una “u”. Simplemente se trata de introducirlo en la vagina y apuntar 5 centímetros por encima en la parte superior de la pared frontal. Allí es donde las terminaciones nerviosas se reúnen y es donde se puede producir el orgasmo más placentero.

juguetes sexuales online
juguetes sexuales online

Estimuladores para clítoris

El orgasmo clitoriano es el más común de los orgasmos femeninos y los vibradores también saben cómo provocarlos. Se les llama estimuladores y los hay de varios tipos: unos vibran, lo otros succionan, otros emiten pulsaciones y algunos se dedican a simular la estimulación oral del pequeño botón vaginal, de más de 8.000 terminaciones nerviosas.

Vibrador clásico

Un simple cilindro terminado en punta. El primero de todo y el que no necesita mucha más explicación. Puede ser de cualquier tamaño y color. Su forma fálica tanto sirve para estimular el clítoris como para ser introducido en la vagina. Es el vibrador más fácil de transportar y te lo puedes llevar de viaje allá donde vayas.

Vibrador de dedo

El nombre lo dice todo. Es decir, un vibrador con el tamaño de tu dedo índice que va conectado a un dispositivo pero que te puedes colocar en tu dedo y jugar por las partes del cuerpo de tu pareja hasta llegar a las zonas más erógenas. Lo que tus dedos pueden hacer para dar placer a tu pareja de juegos ahora puede ser multiplicado por diez. E igual que el anterior tipo, es un vibrador fácil de llevarse de viaje, muy pequeño y discreto.